Abuelita muere por comer pancita en mercado de Guanajuato

 

Una abuelita de 89 años murió al estar comiendo pancita en el mercado Hidalgo del municipio de San Felipe, Guanajuato.

La abuelita, identificada como Cristina Hernández, perdió la vida tras atragantarse mientras comía su plato de pancita.

 

Familiares y empleados del local de comida la auxiliaron y llamaron a Protección Civil del Municipio para brindarle la atención médica necesaria.

Sin embargo, a pesar de los esfuerzos, la abuelita lamentablemente falleció en el lugar.

 

 

 

¿Qué es la pancita?
La pancita es un platillo que se hace con carne de res, específicamente del estómago del animal.

Existen varias versiones de este platillo, pero todas apuntan a su origen es «del pueblo».

Incluso para llamarlo coloquialmente, es común que le digan «caldo levanta muertos», pues se ingiere mucho cuando pasamos por la peor cruda de nuestra vida.

Su precio varía, pero está en promedio arriba de los 80 pesos.

 

¿Cuál es el origen de la pancita o menudo?
El origen de la pancita o menudo (como se le llama en México) es incierto. Una de las versiones apunta a que surgió durante la Revolución Mexicana, donde se crearon varios platillos para alimentar a las tropas.

Existe otra historia, en la que se le considera como una sopa creada por la mezcla de la gastronomía europea y americana esparcida por los españoles desde México hasta Argentina.

De acuerdo con información del Diccionario Gastronómico de Larousse, hay un recetario español de finales del siglo XVI, en donde se comprueba la existencia de este platillo.

Es en el Libro del Arte de Cozina, de Diego Granado, en el que se le determina de manera despectiva como mondongo a los callos o pedazos de estómago, debido a que su consumo siempre estuvo asociado con clases sociales populares.

La preparación y nombre de este platillo varía según la región donde se consuma, pero siempre es un caldo con trozos de panza de res.

En México, se le añade una mezcla de chiles y se sirve con orégano. Es un plato muy elaborado y de larga cocción, por lo que se prepara sólo en ocasiones especiales o para fiestas familiares.

 

 

<