América Latina avanza en pagos digitales; persisten diferencias y retos

El crecimiento de pagos y el decrecimiento del uso de efectivo es diferente en cada país. Los pagos rápidos aún están en desarrollo, careciendo de la sofisticación de las tarjetas establecidas para compras presenciales.

El sector de pagos se dirige hacia la consolidación y se espera un gran impacto por el uso de Inteligencia Artificial (IA) generativa. Asimismo, el auge del comercio electrónico y los productos digitales crean nuevas perspectivas para América Latina, así lo expone un reporte elaborado por la consultora Payments and Commerce Market Intelligence (PCMI) y la firma de pagos Kushki.

El documento “Los pagos en América Latina en el año 2024: La tecnología marca el futuro” reveló que durante el 2023 la región alcanzó un volumen de 509,000 millones de dólares en comercio electrónico, un aumento de 27% respecto al año previo, además, estimaron que la inclusión financiera pasó de 54% en el 2017 a 85% en el 2023, facilitando la participación en el comercio electrónico para 81% de los latinoamericanos, que tienen preferencias por comprar productos a empresas extranjeras.

En este contexto, el documento apuntó que los pagos alternativos estimularon el crecimiento de las transacciones transfronterizas. Estos métodos representaron más de 40% del volumen del comercio electrónico. Sin embargo, el crecimiento de estos pagos y el decrecimiento del uso de efectivo y tarjetas es diferente en cada país, por lo que se deben comprender complejidades a nivel local.

En las tendencias locales, el documento resaltó que se encuentran más presentes los pagos en tiempo real, aquellos que se inician, compensan y liquidan en pocos segundos, en cualquier momento del día.

Destacó Pix en Brasil y Dinero Móvil (DiMo) en México, como ejemplos de los impulsos de esta tendencia.

Sin embargo, la investigación señaló que los pagos rápidos aún están en desarrollo, careciendo de la sofisticación con la que cuentan las tarjetas establecidas para compras presenciales, ya que requieren actualizaciones de sistemas.

A pesar del buen panorama, el fraude persiste, las estimaciones revelan que en América Latina se pierde aproximadamente 20% de los ingresos totales del comercio electrónico por esta causa. En estos casos, el estudio apuntó que la IA generativa tendrá un papel importante para la prevención.