Cae ‘El Verdus’ presunto asesino de 5 jóvenes estudiantes de medicina en Celaya

De madrugada, la Fiscalía General del Estado de Guanajuato -FGE- informó haber detenido apenas a uno solo de los asesinos de los seis estudiantes hallados muertos en Celaya el pasado 3 de diciembre, cinco de ellos, estudiantes de medicina de la Universidad Latina.

El detenido es conocido como El Verdus, y de acuerdo con la FGE, el trabajo de investigación ha llevado con pruebas determinantes, la captura del sujeto, de nombre Francisco Omar, quien, por cierto, ya había participado de diversos hechos delictivos.

 

“Se cuenta con elementos de prueba que acreditan su participación en diversos hechos delictivos como el homicidio de los estudiantes. Una célula especial de la Unidad de Homicidios, inició las investigaciones el día de los hechos y recabó información determinante para identificar al presunto responsable de este atroz multihomicidio”.
 

Francisco Omar N, alias El Verdus, fue capturado por agentes de investigación criminal, con una orden de aprehensión otorgada por un juez.

“En las próximas horas el inculpado será llevado ante un juez, para que un agente del Ministerio Público le formule imputación y solicite su vinculación a proceso penal”, destacó la Fiscalía a través de un comunicado.
ERAN ESTUDIANTES
Cabe recordar que seis jóvenes fueron hallados muertos el pasado 3 de diciembre, en el camino vecinal que lleva a la comunidad rural de Crespo, en el municipio de Celaya. Cinco de los jóvenes estudiaban la carrera de medicina y especialidades, en la Universidad Latina.

 

Los jóvenes fueron raptados por sujetos armados, para luego ser torturados y finalmente asesinados. Cinco de ellos fueron, los estudiantes de medicina, fueron abandonados al interior de un automóvil. El sexto estudiante, no estudiaba en la misma institución, pero sí era amigo de los médicos.

Los padres de los estudiantes mostraron su inconformidad luego de que el presidente Andrés Manuel López Obrador los tildara de drogadictos, toda vez que, según él, fueron a comprar droga a un territorio al que no debían acudir. Los padres de familia aseguraron que denunciarían por daño moral al mandatario.