En Chinameca, firma Sheinbaum acuerdo por la soberanía alimentaria

SUCESOS EN LINEA

Chinameca, Mor. En el 105 aniversario luctuoso de Emiliano Zapata, Claudia Sheinbaum, candidata presidencial de la coalición Sigamos haciendo historia firmó el acuerdo por la soberanía alimentaria con organizaciones campesinas, para profundizar la transformación en el campo, combatir la pobreza extrema y continuar con los programas para el sector, puesto en marcha en el actual gobierno.

La candidata de Morena, PT y PVEM se comprometió a modificar la Ley de Aguas Nacionales para que “ya no esté privatizada el agua, a no permitir el maíz transgénico y hacer una transición agroecológica. “Es difícil, no es sencilla. Ya vimos que la sustitución del glifosato no es tan sencilla, pero tenemos que caminar hacia allá, por la protección de las mexicanos, de nuestros suelos y de nuestras aguas”, sostuvo. Planteó colaboración entre conocimiento tradicional, ciencia y tecnología.

Mi compromiso con ustedes, dijo a campesinos y organizaciones rurales, indígenas y afromexicanas que atiborraron el campo de Fútbol de Chinameca, es continuar trabajando para “seguir haciendo un México en donde la soberanía alimentaria tome en cuenta, fundamentalmente, a los campesinos y a las campesinas”.

Aseguró que en su gobierno “no van a regresar la corrupción, los privilegios, el neoliberalismo. Vamos a seguir caminando con el humanismo mexicano, seguir transformando México con justicia, más democracia y por el bien de todos, primero los pobres. Eso no va a cambiar”.

A esta acto acudieron nietos y bisnietos de Emiliano Zapata. Sheinbaum llamó a seguir luchando por la justicia en el país; “nunca hay que cansarnos por el apoyo a los humildes, a los que menos tienen y, sobre todo, a los campesinos”.

Dijo que el pueblo de México acompaña a la Cuarta Transformación, que “ha cambiado la vida de millones de mexicanos, a través de una visión distinta, que no es copia de ningún modelo en otros países del mundo. Surgió de nuestra historia y de un pensamiento del presidente López Obrador, que tiene que ver con darle la mano al que se quedó atrás; en el amor al prójimo, en olvidar esa forma que miró durante 36 años a los gobernantes, en donde el dinero lo era todo”.

Entre sus compromisos, resaltó la reforma constitucional para reconocer a los pueblos indígenas como sujetos de derecho, sus autonomías, el reconocimiento de la tierra, del agua, de la cultura.

También planteó “darle forma en la Constitución a los programas que inició el presidente. Es decir, es decir, van a continuar los programas Sembrando Vida, Producción para el Bienestar, Bienpesca”, así como la entrega de fertilizantes gratuitos en distintas zonas del país, los precios de garantía”.

Indicó que “aún no hemos podido cambiar el esquema de comercialización de los productos agrícolas, se ha avanzado, pero necesitamos que llegue directo el producto al mercado, sin necesidad de que haya tantos intermediarios que se quedan con una buena parte de la ganancia. Así que vamos a trabajar para que haya una relación mucho más directa entre los productores y los mercados para que tenga mayor aprovechamiento y mayores ganancias”.

Se comprometió a seguir trabajando sobre el financiamiento al campo para pequeños productores, ejidos y comunidades.

Ante cinco años de sequía, planteó cambiar la Ley Nacional de Aguas para que “ya no esté privatizada el agua. No vamos a generar imposiciones, hay que hacerlo con mesas de trabajo con los distritos de riego, con quien tiene hoy la concesión del agua, pero tiene que haber una distribución equitativa. Además, si queremos tecnificar el campo, tiene que haber una redistribución del agua, que hoy está concentrada en algunos cuantos distritos”.

Hablo también de protección de la biodiversidad, lo que incluye “quitar talas clandestinas” y aseveró que es tiempo de reconocer a las mujeres en el campo como “propietarias, como ejidatarias, como comuneras, vamos a apoyarlas también como jornaleras”.

Subrayó que “no va a entrar el maíz transgénico a nuestro país… tenemos que seguir conservando nuestras variedades del maíz”.

Vengo a comprometerme “con ustedes, con su lucha, con la historia, con tantos compañeros que dejaron esta vida por luchar por la tierra, desde Emiliano Zapata hasta muchos otros en el camino. Que sigamos con justicia agraria, trabajando para hacer de México un país en donde no haya pobreza, no haya desigualdades.

“Un país donde se tome en cuenta siempre al más humilde y un gobierno que mire siempre por su pueblo, que no se olvide”.


SUCESOS EN LINEA

Welcome Back!

Login to your account below

Retrieve your password

Please enter your username or email address to reset your password.

Add New Playlist