EU comienza a lanzar ayuda humanitaria a Gaza; envían tres aviones con alimentos

Tres aviones militares de carga estadunidenses lanzaron alimentos desde el aire en la Franja de Gaza el sábado, confirmó un alto funcionario, en momentos en que ese territorio palestino enfrenta una creciente crisis humanitaria tras meses de conflicto. Este acto humanitario se produjo dos días después de un trágico encuentro entre más de 100 palestinos y las tropas israelíes, donde perdieron la vida mientras intentaban retirar mercancías de un convoy de ayuda.

«Llevamos a cabo un lanzamiento aéreo combinado de asistencia humanitaria en Gaza», dijo un responsable del Comando Central estadunidense en la región (Centcom) bajo condición de anonimato. Tres C-130 de la Fuerza Aérea estadounidense realizaron operaciones para proporcionar «ayuda a los civiles afectados por el conflicto en curso».
Según dos de los funcionarios, que solicitaron el anonimato antes del anuncio público, los aviones de la Fuerza Aérea Central arrojaron 66 paquetes conteniendo alrededor de 38 mil comidas en Gaza a las 16:30 horas (locales). Se espera que este lanzamiento sea el primero de varios, anunciados por el presidente Joe Biden el viernes. La operación de ayuda se coordinará con Jordania, que también ha realizado lanzamientos aéreos para entregar alimentos a Gaza.

El trágico incidente del jueves dejó un saldo de al menos 115 palestinos fallecidos y cientos de heridos. El Ministerio de Salud en Gaza, gobernada por Hamás, informó que la multitud buscaba ayuda cuando ocurrió el ataque. Israel argumenta que muchos de los muertos fueron víctimas de una aglomeración caótica y que las tropas dispararon tiros de advertencia ante la amenaza de la multitud.

John Kirby, portavoz de seguridad nacional de la Casa Blanca, declaró el viernes que los lanzamientos aéreos estaban planificados para entregar asistencia humanitaria de emergencia de manera segura a las personas afectadas. El avión de carga C-130, utilizado en esta operación, es conocido por su capacidad para aterrizar en entornos austeros y transportar grandes cargas.

Un C-130 puede transportar hasta 19 toneladas de carga y, gracias a su diseño, puede liberar paletas de forma segura desde la parte trasera del avión. Las tripulaciones del avión aseguran los paquetes en paletas con una red antes de liberarlos con paracaídas cuando llegan a la zona de entrega prevista.

Este tipo de operaciones aéreas se ha utilizado en el pasado para proporcionar ayuda humanitaria en diversas partes del mundo, como Afganistán, Irak y Haití. En el contexto actual, donde la guerra ha afectado el suministro de alimentos y otros recursos en Gaza, los lanzamientos aéreos se han convertido en una medida de último recurso.

Desde el inicio del conflicto el 7 de octubre, Israel ha restringido la entrada de alimentos, agua, medicinas y otros suministros a Gaza, permitiendo solo una pequeña cantidad de ayuda que ingresa desde Egipto por el cruce de Rafah y el cruce israelí de Kerem Shalom.

Ante esta situación, las Naciones Unidas advierten que una cuarta parte de los 2.3 millones de habitantes de Gaza enfrenta la amenaza del hambre. A pesar de las críticas que señalan que los lanzamientos aéreos no son la forma más eficiente de distribuir ayuda, se han convertido en una medida necesaria dadas las circunstancias actuales.